Todo lo que deseabas saber en Seguridad



martes, 4 de agosto de 2009

Vigilantes pateados


Problemas en la organizacion del concierto del Boss con masificacion y venta de entradas mayor al aforo,pudieron terminar en tragedia lo que iba a ser un concierto multitudinario.Varios Vigilantes fueron pateados superados por la gente.
-"El problema es que cómo sólo hay dos accesos al Monte do Gozo y tres entradas, la gente se concentró principalmente en la rúa das Estrelas. Los seguidores pensaron que no iban a poder entrar y se produjo una avalancha en las puertas, lo que provocó que accedieran al recinto personas sin entrada". Así explicaba ayer a este rotativo Alfonso Blanco, promotor local de la empresa organizadora del concierto, lo sucedido en el Monte do Gozo.
Aunque este rotativo constató que las puertas no se abrieron hasta las 20.4o horas, Blanco aclaró que sí hubo una apertura a las 20.00 horas. "A las ocho entraron entre 3.000 y 3.500 personas que fueron situadas en primera fila". Según Blanco, el resto no pudo acceder antes "porque la producción llegó tarde, ya que parte del equipo de montaje venía de Valladolid, donde Bruce había dado un concierto el día anterior. Organizar la actuación de Santiago al día siguiente de la de Pucela era la única forma de que el Boss viniera a Compostela".
El promotor negó rotundamente que se vendiesen más entradas de las 37.800 permitidas. "Eso es un rumor falso". Sin embargo, reconoció que hubo gente que se coló sin entrada en el recinto. También indicó que a nadie se le impidió la entrada al concierto, "porque a los cinco minutos de empezar la actuación, no había nadie en las puertas".
La concejala de Seguridad de Santiago, Marta Álvarez-Santullano, explicó ayer que las quejas fueron provocadas por las dificultades a la hora de acceder al recinto del concierto, fallos que atribuyó exclusivamente a la organización del acto, la empresa Big Tours S.L. Además, apuntó que en esas reuniones se acordó abrir las puertas a las 20.00 horas en lugar de a las 18.00 horas, como es habitual en el Monte do Gozo, debido a que Bruce Springsteen y su equipo habían tocado en Valladolid el día anterior.
No obstante, Álvarez-Santullano constató que las puertas se abrieron a las 20:45 horas en lugar de a las 20:00 horas, como estaba previsto, y de ahí derivó "parte del problema" posterior, dijo. A partir de ese momento, se produjeron aglomeraciones, "hubo un número importante de personas con entrada que no accedieron al recinto". Si se demuestra que se vendieron más entradas de las permitidas el Ayuntamiento tomará cartas en el asunto.
Según el contrato firmado en su día con Big Tours S. L., "el ser patrocinadora en ningún caso responsabiliza a la S.A. Xacobeo de los accesos y de la seguridad del recinto. El Xacobeo no asume más obligación que el pago del patrocinio del concierto".
Ramón Freire, responsable de Cegsa, una de las compañías encargadas de la seguridad explicó que "la apertura de puertas no se realizó hasta que se nos ordenó, a las 20.45 horas. Hicimos todo lo posible para que las 45.000 personas entraran ordenadamente al recinto".
El responsable de Cegsa aseguró que algunos vigilantes de seguridad privada "fueron pateados por los asistentes al concierto", al evitar que accediesen a determinadas zonas del recinto: "Aguantamos chaparrones que no nos correspondían".

Etiquetas:

entrada de tribulete @ 22:14

0 comentarios:

Publicar un comentario

ATENCION - Los comentarios se "Moderan" para evitar cualquier tipo de comentario violento, obsceno, abusivo, ilegal, racial, xenófobo, difamatorio o discriminatorio, lo que significa que tu comentario no se publicará inmediatamente.

El Blog se reserva el derecho de retirar, editar cualquier comentario o participación, para facilitar el normal funcionamiento de la comunidad. Por lo que te pedimos que te expreses de forma educada.

Por último, los autores de este blog no se responsabilizan de las opiniones y comentarios vertidos por los usuarios.

A continuación puedes publicar tu comentario:

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal