Todo lo que deseabas saber en Seguridad



viernes, 23 de octubre de 2009

27 detenciones lleva ¿Hasta cuando?


"Yo dormía en el jardín, cuando oí un ruido y vi a unos hombres que se llevaban unas sillas del bar. Les dije que las dejaran y uno de ellos me empezó a pegar que no veas. Mientras tanto, el otro le gritaba que me diera más fuerte. Estuvo pegándome media hora sin que nadie me ayudara".
La cara de Antonio H.C., deformada y amoratada, refleja la tremenda paliza que recibió el lunes por la noche en el parterre frente al Bar Marítimo, en el Paseo Marítimo de Palma.
Sufre múltiples fracturas faciales, de las que se recuperaba en el hospital de Son Dureta. Su agresor, un delincuente multirreincidente de 47 años, ingresó en prisión el miércoles acusado de intento de homicidio.
Los policías que le arrestaron llegaron a verle saltar sobre la cabeza y el torso de la víctima inconsciente.Antonio H.C. tiene 66 años es de Algeciras, aunque lleva más de veinte años en Mallorca. Durante muchos años trabajó como marinero, "pero ahora tengo una edad que no me quiere nadie", comenta.
"Además, tengo cataratas, y ya no podía trabajar". Lleva diez años viviendo en los jardines junto al Bar Marítimo. "Pongo un toldo entre los árboles y duermo allí. Yo le llamo la cueva de Bin Laden. Vivo de lo que me dan los amigos".Durante todos estos años ha asistido a varios intentos de robo en el bar situado junto a su refugio. "Han entrado tres veces, pero la última no llegaron a llevarse nada porque yo les asusté". El pasado lunes, sobre las diez de la noche, intentó evitar un nuevo robo, aunque a punto estuvo de costarle la vida.
"Cuando vi que se querían llevar unas sillas de la terraza les dije que no podía ser, que yo era el guarda", recordaba ayer el hombre en el hospital de Son Dureta. "Eran dos hombres. Uno de ellos, un tío grande y fuerte, vino hacia mí y empezó a pegarme sin decir ni una palabra. El otro le gritaba que me diera más fuerte, para que no sea más el guarda. Yo no me pude defender. Tenía un palo por allí, pero no me dio tiempo a cogerlo".
La agresión se prolongó, según la víctima, a lo largo de una media hora. "Yo tenía la cara llena de sangre y le pedía que parara, que ya estaba bien, pero él me seguía pegando. A esa hora por allí no pasaba nadie, no había nadie que me ayudara. Luego ya no me acuerdo de nada más".
Las dotaciones de la Policía Local, que acudieron al lugar tras recibir la llamada de un testigo, llegaron a ver al agresor saltando sobre la cabeza de la víctima, que estaba tendido inconsciente sobre un pequeño muro. Los agentes tuvieron que emplearse a fondo para reducir al agresor, que estaba muy violento y se enfrentó a ellos.
Fue identificado como Eugenio G.R., un delincuente de 47 años con 27 detenciones anteriores. El miércoles fue conducido al juzgado e ingresó en prisión, acusado de un intento de homicidio. En su declaración en el juzgado dijo que había conocido a la víctima esa noche y que habían estado bebiendo juntos, que el hombre le insultó. Antonio H.C. lo niega. "No le había visto en la vida, y si les viera ahora no le conocería. Estaba muy oscuro y no llegué a verle la cara".

Etiquetas:

entrada de tribulete @ 21:23

0 comentarios:

Publicar un comentario

ATENCION - Los comentarios se "Moderan" para evitar cualquier tipo de comentario violento, obsceno, abusivo, ilegal, racial, xenófobo, difamatorio o discriminatorio, lo que significa que tu comentario no se publicará inmediatamente.

El Blog se reserva el derecho de retirar, editar cualquier comentario o participación, para facilitar el normal funcionamiento de la comunidad. Por lo que te pedimos que te expreses de forma educada.

Por último, los autores de este blog no se responsabilizan de las opiniones y comentarios vertidos por los usuarios.

A continuación puedes publicar tu comentario:

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal